Mi cuenta
0
Carrito 0 Producto Productos vacío
Carrito de compra

Ningún producto

  Sólo te falta 40€ para tener envío gratis
0,00 € Total

Ir al carrito

Producto añadido correctamente a su carrito de compra
Cantidad
Total
Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su carrito.
Total
Continuar comprando IR AL CARRITO
HOLA PRIMAVERA DESCUENTOS
HASTA el 50%
Gimnasia para embarazadas
Gimnasia para embarazadas

Si siempre has realizado deporte, te animamos a practicar gimnasia estando embarazada. Esperar un bebe no es sinónimo de estar impedida y si antes ibas al gimnasio, hacías pesas o corrías... No hay motivo para que no continúes con tus rutinas. Eso sí, según vaya avanzando el embarazo sería interesante revisarlas, dependiendo del tipo de ejercicio que realices.

Si eres de las que no ha hecho deporte desde el instituto, no sería el mejor momento para querer ponerse en forma pero el movimiento es vida y también tienes derecho a practicar gimnasia para embarazas.

Es muy probable que te puedan surgir un montón de dudas, ¿qué modalidad has de elegir?, o ¿es recomendable levantar pesas?, ¿el yoga es tan bueno como dicen? pero también has oido que los ejercicios cardiovasculares son los mejores a la par que los estiramientos. Y lo más importante, ¿serán buenos o, por el contrario, harán sufrir al pequeño?

Con nuestro post sobre gimnasia para embarazadas, queremos resolver todas vuestras dudas y que tengáis claro que el ejercicio en estado de gestación es bueno, siempre con cabeza y con cuidado.

Consejos para embarazadas antes de realizar cualquier ejercicio

Lo primero es hablar con tu médico o especialista. Si él lo prohíbe o desaconseja, deberemos hacer caso a sus indicaciones, que nos dice ¡Adelante!, aprovecha y consulta cuál es el deporte más aconsejable para tu tipo de embarazo y también si estás consumiendo las suficientes calorías, porque con el ejercicio consumes más y el ginecólogo podrá ayudarte con la dieta.

gimnasia-para-embarazadas

Siempre que vayas a comenzar a hacer ejercicio, acuérdate de estirar bien los músculos y calentar. Y al terminar la actividad física es obligatorio estirar, para evitar lesiones.

No es necesario hacer ejercicio de alta intensidad, ni terminar la sesión exhausta, el ejercicio moderado es bueno. Si te notas muy agotada o cansada, deberás bajar la fuerza o velocidad del ejercicio que estés realizando. Si estás acostumbrada al ejercicio físico de alta intensidad no es malo que continúes haciéndolo pero siempre consulta con tu especialista.

¿Por qué es bueno el ejercicio durante el embarazo?

Realizar actividades físicas te ayuda a sentirte mejor, ya que durante el embarazo tu cuerpo sufre grandes cambios físicos y con el deporte podrás canalizar y controlar el nivel de tu energía. Gracias al aumento del flujo sanguineo conseguirás verte mejor y con un aspecto y una piel más saludable y fresco.

La gimnasia para embarazadas es muy beneficiosa para aliviar los dolores de espalda y mejorar la postura, ya que tonificando y fortaleciendo los músculos de los muslos, glúteos y espalda, tu postura se corregirá sola.

Te puede ayudar a conciliar el sueño mejor o, por lo menos, te ayudará a liberar la ansiedad y el estrés que son las causantes de que por la noche estés más inquieta.

El punto más importante, es preparar el cuerpo para el parto. Será más fácil, si tu corazón y tus músculos están fuertes y en buen estado. Si el parto es largo, el haber hecho ejercicio te hará tener una mayor resistencia ante el dolor.

Ejercicios cardiovasculares durante el embarazo

Los ejercicios cardiovasculares, es la gimnasia para embarazadas por excelencia, ya que es la más aconsejada por los expertos, pero no todos los ejercicios son válidos durante los tres trimestres. Caminar y nadar, son las actividades físicas que podemos realizar en los tres periodos. Por el contrario, bailar y el aerobic de bajo impacto, es recomendable sólo para los dos primeros trimestres. Para el tercero, mejor andar o nadar.

gimnasia-para-embarazadas

El correr no lo hemos puesto como ejercicio cardiovascular recomendado, que no es malo, pero si estás acostumbrada a hacerlo con anterioridad. Si es así, recuerda bajar la intensidad. Volvemos a recordar que si no has hecho deporte apuesta por actividades acordes a tu condición física.

Es muy importante realizar algún tipo de ejercicio cardiovascular al menos cuatro veces a la semana en sesiones de entre 20 y 30 minutos.

Yoga y pilates para embarazadas

Las mujeres embarazadas suelen sufrir, a menudo, dolores de espalda y en las articulaciones. Por este motivo, este tipo de ejercicio es muy recomendable para aliviarlos.

El Yoga es una disciplina que te puede ayudar a comenzar con los ejercicios de estiramientos, controlar la respiración y conseguir una relajación profunda a través de sus técnicas, que ayudarán a que tu cuerpo se vaya preparando para el parto.

El Pilates es muy aconsejable y completo como ejercicio físico, pero recuerda que estás embarazada y no todo vale. Por eso, es indispensable que lo realices con un instructor especializado en Pilates para embarazadas o prenatal, para que te indique los ejercicios correctos en cada trimestre o periodo de gestación.

Esta modalidad, te ayuda a reducir los dolores de espalda, a fortalecer los músculos pélvicos y el abdomen para soportar el peso de tu tripa de embarazada, también aprenderás a relajarte y a tener controlada la respiración, y ayudará a que nuestro bebé adquiera una posición correcta para el momento de salir a la luz.

Ejercicios con pesas y abdomen durante el embarazo

En la gran mayoría de los casos, y siempre bajo control médico, el levantar peso ligero no resulta perjudicial para el embarazo. Aquí, volvemos a incidir en la importancia de contar con un especialista que te diga en qué momento debes moderar la intensidad de este tipo de ejercicios.

gimnasia-para-embarazadas

Si estás acostumbrada a realizar sesiones de abdomen, puedes seguir haciéndolos, pero solo durante el primer trimestre. En el comienzo del segundo, está totalmente desaconsejado realizar cualquier ejercicio que tengas que colocar la espalda en el suelo. Por eso, a partir del segundo trimestre apuesta por el Pilates o el Yoga, donde combinarás más ejercicios y también trabajarás el abdomen.

Ejercicios de contacto, de riesgo o alguno que que pueda provocar caídas, golpes o impactos fuertes, incluido saltar, están totalmente prohibidos en cualquiera de los periodos de gestación.

La gimnasia para embarazadas es recomendable siempre que lo hagamos con control y siguiendo las recomendaciones del médico.

Otro artículos K':

Entrega
Nuestros productos son entregados en un plazo de 24/48 horas.
Pagos
Paga cómodamente a través de tu tarjeta de crédito. Pago 100% seguro.
Soporte online
Si tienes dudas contacta con nosotros. Llámanos al 931 283 085
Cambio
Para cualquier cambio... ¡Te lo ponemos fácil!