Mi cuenta
0
Carrito 0 Producto Productos vacío
Carrito de compra

Ningún producto

  Sólo te falta 40€ para tener envío gratis
0,00 € Total

Ir al carrito

Producto añadido correctamente a su carrito de compra
Cantidad
Total
Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su carrito.
Total
Continuar comprando IR AL CARRITO
REBAJAS
HASTA-70%
Mi bebe babea mucho
Mi bebe babea mucho

Tu bebé tiene ya 2 meses, poco a poco va perdiendo el aspecto de recién nacido y de repente has notado que empieza a babear mucho. Si tu bebé babea mucho es porque comienza una etapa muy característica en la que también se llevará todo a la boca, empezando por sus manitas. Esta etapa irá a peor cuando llegue el momento de la dentición, que el babeo puede ser más abundante aún.

Este es un período que poco a poco irá evolucionando, junto con la aparición de cada uno de sus dientes (empieza alrededor de los 6 meses), que a los 12 meses estará más controlado porque ya saben tragar con normalidad y que, alrededor de los 18 meses, estará superado con la culminación de la dentición.

Como sabemos, la vida de nuestro pequeño se compone de diferentes etapas que irán completando su desarrollo y crecimiento. El exceso de salivación es simplemente una consecuencia de algunos estos procesos.

¿Por qué babea tanto mi bebé?

Hay quienes dicen que puede ser por acumular aire en la succión, porque el pequeño tiene comezón (picor) o porque empiezan a hacerle gracia las pompitas, burbujitas y las trompetitas y lo hace sin parar...

mi-bebe-babea-muho

Existen varios mitos en torno a este tema pero el motivo principal es simplemente que los bebés producen más saliva de la que pueden tragar y es por esto que la expulsan de manera involuntaria, todavía no tragan como nosotros y no pueden gestionar ese exceso de babita.

Y puedes pensar ¿por qué no traga la saliva y si la leche? Muy sencillo, en realidad el bebé sí sabe tragar pero no con la frecuencia adecuada a no ser que se le introduzca alimento en la boca. Es algo instintivo, para alimentarse realiza una actividad con los músculos de la boca, la succión seguido de la deglución de forma automática. En el caso de la saliva, se produce sin que el pequeño se de cuenta y permanece en la boca hasta que sencillamente rebosa.

¿Y cuáles son las causas de tanta p roducción de saliva ? Podemos decir que las causas principales son la dentición y la alimentación complementaria.

Con respecto a la dentición, es verdad que con 10 semanas es difícil que haya aparecido algún diente pero sí que se le están formando en el interior de sus encías, tu bebé lo empieza a notar y le produce esa “rabieta” que hace que quiera morder todo, pasar la lengua constantemente... Todo esto produce mayor segregación de saliva, algo muy útil además porque contiene sustancias que le protegen de las infecciones y le alivian el dolor.

Por otro lado, cuando cumpla los 4 meses (fecha clave para empezar a introducir la alimentación complementaria) empezará a experimentar nuevos sabores que harán que se activen sus glándulas y babee más. Cuando comience con los alimentos sólidos la salivación será imprescindible para procesar esos alimentos, para ablandarlos, lubricarlos y para que a nuestro bebé le resulte más fácil tragarlos. Incluso se puede considerar como un paso clave para el desarrollo de sus habilidades para alimentarse.

Además, con esta edad también comienza una etapa de estimulación, descubre sus manitas y también se las lleva a la boca para explorar nuevas sensaciones, lo que también provoca que aumente la salivación.

No lo olvidemos, todo forma parte de su desarrollo madurativo, estos pasos son previos y fundamentales para otras futuras etapas de nuestro hijo.

¿Cuándo debo preocuparme si mi bebé babea mucho?

No debes preocuparte en ningún momento, debemos tener claro que el babeo de nuestro bebé es parte de su desarrollo y no es motivo de alarma.

Lo que sí puedes tener en cuenta son algunos consejos que te damos, como siempre, para el bienestar del pequeño, ya que tanto babeo suele repercutir en otras consecuencias si no tenemos cuidado, porque siempre estará mojado.

mi-bebe-babea-mucho

Lo mejor que puedes hacer es llevar siempre baberos para evitar la humedad en su ropita, cambiárselo a menudo y estar pendiente continuamente de limpiarle la carita para que no se le irrite la piel, evitando también eczemas o alergias. Entre los complementos de K'acha encontrarás baberos originales que además de ser muy útiles para este fin, completarán un look perfecto, tu bebé estará siempre cómodo, seco y ¡muy guapo!

Si tu bebé usa chupete es importante que tenga agujeros por donde salir la saliva.

Solo en el caso de que observemos que le cuesta respirar o detectemos algún otro signo de enfermedad (fiebre, llagas, rojeces...), nos pondremos en contacto con nuestro pediatra para que nos confirme si hay infección y nos recomiende el tratamiento idóneo para subsanarlo.

Ante todo lo más importante siempre es la higiene del bebé , mantener a nuestro pequeño seco, tanto su carita y su cuello como su ropa, especialmente importante cuando hace frío para evitar que esté incómodo y también algún que otro resfriado.

Entrega
Nuestros productos son entregados en un plazo de 24/48 horas.
Pagos
Paga cómodamente a través de tu tarjeta de crédito. Pago 100% seguro.
Soporte online
Si tienes dudas contacta con nosotros. Llámanos al 931 283 085
Cambio
Para cualquier cambio... ¡Te lo ponemos fácil!